Home

Diario YA


 

Autoestima: la fuerza de la valoración personal

La autoestima es la valoración que una persona se otorga de sí mismo. Es una opinión emocional que supera en sus causas la racionalidad o lógica. Este sentimiento valorativo se centra en todo el conjunto mental, espiritual y físico que conforma la personalidad.

Cuando hablamos de aumentar o elevar la autoestima, nos referimos a trabajar los elementos para aceptarnos y valorarnos a nosotros mismos, amándonos aún más. La baja autoestima (o desestima), se refiere a aquellas personas que poseen poco amor o respeto hacia sí mismos, niegan o desconocen su potencial, recursos o alternativas. Mucho se ha escrito sobre las consecuencias de una baja autoestima, la depresión, perdida o aumento de peso con las graves consecuencias de salud que eso conllevaría, o acceder a relaciones dañinas, son solo algunas de ellas.

Sin embargo, la autoestima puede trabajarse y mejorarse. En la parte emocional: intentando controlar los pensamientos negativos y enfocarse en los positivos, variar los pensamientos de “nada hago bien”, a “nadie es perfecto”. “No a todos se nos da bien todo”. “Todos cometemos errores”. “Hay que potenciar lo que sí hacemos bien”. Es común que la visión negativa de un sujeto actué como un filtro para evitar las positivas, pero al descubrirlas, podríamos aumentarlas y mejorar nuestra estima.

Otras veces, la baja autoestima se concentra en un problema físico que a nuestro parecer es un defecto o nos disgusta y que podría llegar a tener solución. En esos casos lo importante es determinar qué es lo que queremos cambiar para sentirnos mejor y ayudar a valorarnos positivamente, teniendo claro que nuestro cuerpo nos pertenece y que nadie más tiene derecho a desmerecernos por nuestro aspecto.

A veces, una cirugía plástica podría otorgar resultados psicosociales, aumentando la autoestima, seguridad personal y mejorar la calidad de vida. Un estudio de la Universidad de Florida demostró que la actitud de las mujeres de entre 21 y 57 años fue mucho más positiva después de someterse a un aumento de senos, mejorando su sexualidad e incluso obteniendo mejores resultados en el mercado laboral porque se sentían más seguras. Profesionales como la Dra. Garcia-Dihinx lleva la batuta en este tipo de procedimiento, con más de 30 años de experiencia, las ejecuta con técnicas de avanzada, minimizando el dolor y buscando que la recuperación más rápida. En España la mamoplastía de aumento es la cirugía estética más demandada. .