Home

Diario YA

CaixaBank obtiene un beneficio de 273 millones

• El resultado antes de impuestos alcanza los 376 millones (+78,7% respecto al primer trimestre de 2015). El resultado atribuido al negocio bancario y de seguros, excluyendo la actividad inmobiliaria y las participadas, asciende a 544 millones de euros. • Descenso de la ratio de morosidad hasta el 7,6% (-33 puntos básicos). La morosidad está marcada por la reducción de los saldos dudosos por 11º trimestre consecutivo (5.170 millones en los últimos doce meses). • La ratio de eficiencia sin costes extraordinarios mejora 2,3 puntos porcentuales en los últimos doce meses, hasta el 52,4%, apoyado en la continua racionalización y contención de los gastos recurrentes, que se reducen un 3,1%.

El margen de explotación alcanza los 919 millones de euros (+35,4% y +0,1% excluyendo los costes extraordinarios de 2015). En un contexto de tipos de interés muy reducidos, de volatilidad en los mercados, y tras eliminar las cláusulas suelo de los préstamos hipotecarios, el margen bruto asciende a 1.922 millones de euros (-1,6%). • Significativa reducción de las pérdidas por deterioro de activos financieros y otros, -45,2%, tras la caída de las dotaciones para insolvencias (-59,2%), y con un descenso del coste del riesgo hasta el 0,58% (-33 puntos básicos en los últimos doce meses).

• Los créditos permanecen estables y alcanzan los 206.158 millones,con un aumento del 0,2% de la cartera sana, que confirma un cambio de tendencia en la evolución del crédito. Los recursos de clientes crecen un 0,2% sin el impacto de la valoración negativa por la evolución de mercado en los activos bajo gestión. • CaixaBank potencia el liderazgo de negocios clave en la generación de resultados: VidaCaixa, aseguradora líder; SegurCaixa Adeslas, compañía de seguros no vida con mayor crecimiento; CaixaBank AM, gestora de fondos líder por patrimonio, clientes y recursos; CaixaCard y Comercia Global Payments, líderes en medios de pago; y CaixaBank Consumer Finance, filial para potenciar la financiación al consumo, negocio clave en el entorno actual.

• La entidad mantiene su fortaleza en capital,conunCommon Equity Tier 1 (CET1) fully loaded del 11,6% y un CET1 regulatorio del 12,8%. El CET1 fully loaded proforma aumenta hasta el 11,8% una vez ejecutada la operación de permuta con CriteriaCaixa para la venta de las participaciones de CaixaBank en The Bank of East Asia (BEA) y Grupo Financiero Inbursa (GFI). CaixaBank, entidad presidida por Isidro Fainé y cuyo consejero delegado es Gonzalo Gortázar, obtuvo en el primer trimestre de 2016 un beneficio atribuido de 273 millones de euros, un 27,2% menos con respecto al mismo periodo del año anterior, que incluía impactos singulares asociados a la integración de Barclays Bank, SAU.

El resultado antes de impuestos alcanza los 376 millones, lo que supone un crecimiento del 78,7% en comparación con los 211 millones obtenidos en el primer trimestre de 2015. Además, a 31 de marzo de 2016, el resultado del negocio bancario y asegurador asciende a 544 millones de euros, con una rentabilidad del 10,9% (ROTE últimos doce meses). Por su parte, el negocio inmobiliario ha generado en el primer trimestre un resultado negativo de 144 millones (frente a los 557 millones de pérdidas en el mismo periodo de 2015), tras las menores pérdidas por deterioro de activos y otros. El resultado obtenido se apoya en el elevado nivel de ingresos del negocio bancario (1.922 millones de margen bruto, -1,6%), en la contención y racionalización de los gastos de explotación (-3,1% sin considerar los costes asociados a la integración de Barclays Bank, SAU de 239 millones en el primer trimestre de 2015) y en las menores dotaciones para insolvencias (-325 millones, -59,2%).

Además, continúa la buena evolución de los indicadores de la calidad del activo, con un nuevo descenso de la ratio de morosidad en el trimestre, hasta situarse en el 7,6%. El epígrafe de ganancias/pérdidas en baja de activos y otros recoge, entre otros, los resultados generados por la venta de activos y otros saneamientos. En 2015, incluía, principalmente, la diferencia negativa de consolidación de Barclays Bank, SAU (602 millones de euros).