Home

Diario YA

Casinos flotantes, ¿cómo son?

De acuerdo a los restos arqueológicos que se han encontrado, los juegos de azar han acompañado al hombre desde su génesis. Se habla de que hace más de 500.000 años, en el Pleistoceno inferior, ya existía un instrumento de juego, lo que vendría siendo el precursor del dado que hoy conocemos.

Esto nos da una idea de cómo el afán de jugar y apostar ha estado presente "desde que el hombre es hombre". Ahora bien, con el paso del tiempo se han diversificado las maneras de concebir el juego de azar, y una de las que más predilectos y popularidad ha ganado en el mundo son los casinos, que también tiene muchas vertientes para complacer todos los gustos.

Pero entre todos los tipos de casinos que existen, uno de los que representa la máxima expresión del lujo, confort y diversión es el casino flotante, una modalidad que nació por los años 1930 como una manera de facilitar a los asiduos jugadores alejarse del escrutinio público y oficial.

Fue así como comenzaron a verse casinos instalados en grandes embarcaciones en los que, además de los juegos de azar, se mostraban fastuosos espectáculos con ambientes festivos en los que no faltaban el glamour, dinero y licor.

Durante varias décadas, los casinos flotantes fueron referencia de lujo, en estos selectos locales se daba cita lo más granado del jet set. Las élites se dedicaban a hacer apuestas a sus anchas y sin control estatal, por consecuencia, las sumas de dinero que movía eran astronómicas.

Con el tiempo el auge de los casinos flotantes ha descendido considerablemente, debido a los altos costes por mantenimiento y las fuertes regulaciones. Los que aún existen han buscado la manera de reinventarse y deslastrarse de vinculaciones con actividades ilícitas con las que se pretendió enlodar esta actividad.

Uno de los más famosos que sigue vigente, a pesar de varios conflictos legales,  está en el cono sur. Se trata de Estrella de la Fortuna, el cual es una réplica de los casinos flotantes lujosos que nacieron en Estados Unidos, una referencia en la actividad de casino con más de 100 mesas de juego abiertas las 24 horas del día.

Nuevas modalidades reinventan la actividad
Los nuevos tiempos han diversificado la manera de concebir los juegos de azar y en esto internet ha tenido un protagonismo principal. Los casinos flotantes o las grandes casas de casino mundialmente conocidas han tenido que verse en la necesidad de convivir con la modalidad de los casinos online que cada día cobra más auge.

El hecho de no tener que desplazarse a un determinado lugar y poder acceder desde cualquier lugar y en cualquier horario, ha hecho que millones de personas en el mundo se registren en casinos online y así disfrutar de esta modalidad de entretenimiento, además sin costes excesivos.

En España antes de 2012 el sector de los casinos online era prácticamente inexistente. Según los expertos en gambling de NeonSlots, la situación comenzó a cambiar una vez se pusiera en marcha la regulación del juego, lo cual permite que en la actualidad los jugadores puedan elegir casinos online con licencia, que da mucha más seguridad y confianza al momento de hacer sus apuestas.

La entrada en vigencia de la normativa que regula esta actividad impulsada por el Gobierno, sin duda marca un antes y un después, y representa prácticamente el punto de partida de la popularidad que hoy alcanza en el país esta modalidad de entretenimiento.

Las cifras hablan por sí solas

La preferencia de las nuevas generaciones por todo lo relacionado con el entorno virtual ha hecho que todo tipo de cifras referentes a los casinos online vayan en ascenso. Por cierto, uno de los datos importantes que se manejan es que el rango de edad de los jugadores nuevos que se registran constantemente está entre los 18 y 45 años, siendo el 87% correspondiente a hombres y 17% a mujeres.

Mucha información sobre esta actividad absolutamente legal en el país se puede encontrar en la web oficial de la Dirección General de Ordenación del Juego, https://www.ordenacionjuego.es/es. Este ente, dependiente del Ministerio de Hacienda, señala que desde 2012 el sector de los casinos virtuales ha crecido un aproximado de 400%, siendo que al día de hoy factura al menos 1.000 millones de euros al mes entre apuestas deportivas, blackjack, póker, máquinas tragaperras, bingo, ruleta, entre otros, lo que supone un gasto diario de aproximadamente 33.000 euros.

Estas cifras apuntan a que el sector de los casinos online aporta el 1,14 del Producto  Interno Bruto (PIB) en España.

Para el 2014 se contabilizaba que poco más de la mitad (51,7%) de la base de los jugadores activos eran usuarios recién registrados. Y es que el promedio del tiempo que los jugadores españoles mantienen sus cuentas activas es un poco más de tres meses. Sin embargo, como vemos, los nuevos registros son constantes, no se detienen.

Los juegos predilectos y algunas consideraciones

Con respecto a los tipos de juegos predilectos por los usuarios es importante destacar que 60% se decanta por las apuestas deportivas, un 44% juega al póker, 20% prefiere los juegos de casino y 8% juega al bingo.

De igual forma, una modalidad de juego que ha venido ganando protagonismo son las máquinas tragaperras al momento de jugar y apostar. También van subiendo en preferencia la ruleta en vivo, la ruleta convencional en línea.

Una de las consideraciones a tener en cuenta para decantarse por un casino online sobre otro es precisamente esta, que la sala de juegos a escoger contenga los juegos favoritos del usuario y que además, ofrezca modalidades con jackpot en tiempo real.

En este sentido, una buena forma de encontrar los casinos con los mejores juegos, promociones, bonos de bienvenida y otras recompensas, es revisar alguna página comparativa de prestigio que reúna las mejores salas de juegos virtuales, pero que además analice y valore cada una de ellas, para que el usuario pueda elegir bien antes de registrarse en un casino en particular.

Es importante que el casino a escoger tenga servicio de soporte, pero que además apoye la política de juego responsable, al contar con sellos de organizaciones nacionales e internacionales que previenen la adicción al juego, ofreciendo opciones para establecer límites personales. De igual forma, es esencial verificar si la licencia con la que cuenta el casino es legal y segura.