Home

Diario YA


 

Elecciones europeas del 7 de junio

El PP quiere que sirvan para medir el desgaste de ZP y la consolidación de Rajoy

Redacción Madrid. 15 de marzo. El Partido Popular quiere convertir las elecciones al Parlamento europeo del próximo 7 de junio en unas primarias que midan el desgaste del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero y la consolidación del Mariano Rajoy, aseguraron fuentes 'populares'.

   El primer partido de la oposición ya ha empezado a engrasar su maquinaria electoral con este fin y, de hecho, 'Génova' prepara una campaña en clave claramente nacional, en la que la denuncia de la mala gestión del Ejecutivo socialista será uno de los mensajes principales.

   Tras los resultados electorales cosechados en País Vasco y Galicia, que interpretan como "un cambio de ciclo", los 'populares' afrontan con optimismo la nueva cita con las urnas y se ven con posibilidades de ser el partido ganador.

   Según las fuentes consultadas, estos comicios son una gran oportunidad para confirmar en las urnas la dinámica de cambio. A su entender, la crisis económica, con 3,5 millones de parados, va a pasar factura al gabinete socialista y, en este contexto, la estrategia de los 'populares' pasa por convertir las elecciones en unas primarias que midan el desgaste de José Luis Rodríguez Zapatero. A su vez, pueden servir para consolidar a Mariano Rajoy al frente del PP y poner fin a las críticas internas.

   REPETIR LA EXPERIENCIA DE 1994.

   Desde las filas 'populares' se recuerda lo que ocurrió en las europeas de 1994, año en el que el PP aventajó diez puntos a los socialistas y fue la antesala de varias victorias: las municipales y autonómicas de 1995 y las elecciones generales de 1996 en las que José María Aznar desbancó a Felipe González.

   Tampoco faltan estos días las comparativas con las elecciones de hace cinco años cuando el PP, que acababa de perder las generales, se quedó sólo a 2,25 puntos de diferencia del PSOE (logró 25 escaños, uno más que los 'populares') pese a que, según recuerdan, las encuestas daban a los socialistas hasta once puntos de ventaja.

   En cualquier caso, y pese a este escenario positivo, Mariano Rajoy no quiere que sus dirigentes se duerman en los laureles y consideren que el partido ya está ganado. Por eso, en los últimos días ha hecho varias llamadas a la movilización.

   Se espera que haga lo mismo en la Junta Directiva Nacional que se celebrará mañana, una reunión en la que se aprobará además el comité de campaña, con la vicesecretaria de Organización, Ana Mato, como coordinadora de dicha campaña y el diputado Miguel Arias Cañete como director del programa electoral.

   Junto al discurso nacional, en esa campaña se quiere hacer también hincapié en el discurso regional, incidiendo en las preocupaciones de cada comunidad. Así lo trasladó esta semana a sus eurodiputados el candidato del PP a las europeas, Jaime Mayor Oreja, durante una cena en Estrasburgo.

   LAS LISTAS, A FINALES DE ABRIL.

   La elaboración del programa electoral con el que el PP concurrirá a las elecciones será una de las tareas en las que se trabajará en estas próximas semanas. Las listas electorales se empezarán a elaborar más tarde y se tendrá que buscar un equilibrio entre el número de hombres y mujeres, para cumplir la paridad que establece la Ley de Igualdad.

   El propio Mariano Rajoy recordó hace unos días que el plazo para presentar las candidaturas empieza el 29 de abril. "La verdad es que no he entrado en este tema --aseguró--.Intentaremos hacer una lista lo más sensata y equilibrada posible pero hasta finales de abril no voy a entrar en este tema". 

Etiquetas:elecciones europeas