Home

Diario YA

Comportamiento ejemplar de los compañeros del fallecido, estudiantes del colegio Monte Tabor, durante el entierro y el funeral

La fe católica de la madre de Álvaro Ussía la aparta del rencor


Redacción Madrid. 17 de noviembre. El colegio Monte Tabor de Pozuelo de Alarcón, donde estudiaba desde hace tres años Álvaro Ussía, el joven que perdió la vida el pasado sábado tras recibir una fuerte paliza por parte de tres porteros de la discoteca El Balcón de Rosales, estudia presentarse como acusación particular en este caso.

Juan Antonio Perteguer, director del colegio Monte Tabor y miembro del consejo asesor de diarioya.es, destacó en la emisora Cope la ejemplaridad de la madre del fallecido, viuda y una mujer de profunda fe católica. “Dios se ha llevado a Álvaro en el mejor momento”, citó como palabras de la madre el director del colegio, muestra de la confianza total en Dios. Añadió que no ha visto el más mínimo atisbo de rencor en la actitud de la madre.

Asimismo, Perteguer añadió que los jóvenes compañeros de colegio del fallecido quedaron por sms en la parroquia Santa María de Caná, en Pozuelo, para rezar por su amigo. Destacó que no fueron a gritar sino a rezar con y por Álvaro Ussía. También relató como al terminar el entierro se rezó un Rosario por el alma del fallecido. Del mismo modo,  enfatizó el comportamiento ejemplar en el funeral al que acudieron más de mil personas.

Por último, comunicó que un grupo de jóvenes compañeros del fallecido se ha movilizado para protestar y pedir soluciones y justicia ante la Comunidad y el Ayuntamiento de Madrid y, en declaraciones anteriores, el mismo consejero asesor de diarioya.es anunció la intención del colegio Monte Tabor de presentarse como acusación particular y la colaboración de los padres de los alumnos “para que se haga una justicia ejemplar”.

MENORES EN LA DISCOTECA"  

A su vez, los compañeros de clase de Álvaro, que estudiaba en la clase de 2ºB de Bachillerato, hicieron alusión a los hechos que acabaron con la muerte del chico. Asimismo, los jóvenes destacaron la necesidad de una mayor exigencia en el proceso de selección de los porteros de discoteca y la necesidad de una mayor presencia policial en las calles.

   En cuanto al desarrollo de los hechos la madrugada del sábado, los estudiantes señalaron que acudieron a la discoteca para celebrar el fin de la evaluación, y explicaron que a muchos de ellos, pese a ser menores de edad, se les permitió el acceso al recinto, especialmente a las chicas. Asimismo, explicaron que esa noche el ambiente era muy tranquilo y que nunca tuvieron problemas en esa discoteca en concreto, aunque destacaron el carácter agresivo de los porteros en general.

EL BALCÓN DE ROSALES NO TENÍA LICENCIA DE DISCOTECA

Por su parte, el Defensor del Pueblo comunicó que abrirá una investigación sobre la muerte del joven Álvaro Ussía en la madrugada del sábado 15 de noviembre, a la puerta de una discoteca en la calle Pintor Rosales de Madrid.

Se une así el Defensor del Pueblo a las tesis del presidente del grupo socialista en el Ayuntamiento de Madrid, Óscar Iglesias, que en declaraciones a la edición digital del diario "El Mundo" ha denunciado que la Policía Municipal ya había «inspeccionado en 10 ocasiones» la discoteca El Balcón de Rosales.

   «La Policía Municipal había presentado más de 47 denuncias contra la sala por varias irregularidades, entre ellas permitir la entrada de menores a su interior para, posteriormente, venderles alcohol», explicó Iglesias, a quien le consta que el Ayuntamiento de Madrid estaba al tanto de todo y, por lo que parece, no había hecho nada.

Según el concejal socialista, El Balcón de Rosales «no tiene licencia para discoteca. En su momento la pidió para un café-teatro y un pasaje del terror, pero no para discoteca. No obstante, pese a que en el Ayuntamiento se sabía, nadie hizo nada y la discoteca, lamentablemente, sigue abierta», explicó.

LA ASOCIACIÓN DE LOCALES DICE QUE ES UN CASO AISLADO

    La Asociación de Empresarios de Ocio Nocturno (ECO) ha reclamado a las Administraciones que aborden la homologación del tipo de personas que puede desarrollar labores de seguridad en discotecas y locales de copas puesto que entiende que la Ley de Seguridad Privada "tiene algunos vacíos", especialmente en lo que se refiere a la formación de los porteros.

   Después de la muerte de Álvaro Ussía la madrugada del sábado tras recibir una paliza presuntamente a manos de los porteros de la discoteca El Balcón de Rosales, el portavoz de ECO, Vicente Pizcueta, explicó que un incidente "aislado" mancha la imagen de un sector que tiene unos altos niveles de calidad. Sin embargo, admitió que la selección del personal de seguridad de los locales de ocio nocturno tiene "cierta debilidad administrativa" y considera que es necesario actualizar la normativa.

   Tras lamentar la muerte del joven y transmitir sus condolencias a la familia, Pizcueta exigió respeto a la investigación policial y judicial y manifestó que es necesario aclarar lo sucedido para poder depurar responsabilidades.

  Además, recalcó que es imprescindible evitar "una criminalización del sector que no se corresponde con la realidad del día a día "."Este tipo de situaciones, que siempre son desgraciadas, cuando pasa el tiempo tienen lecturas de todo tipo en las que las primeras impresiones dan lugar a otro tipo de interpretación", reflexionó, y apuntó que para el sector es importante exigir "medidas ejemplares" y aplicar el Código Penal a los autores de los hechos. Por ese motivo, anunció que ECO "no descarta" personarse en el futuro procedimiento judicial.

  

 

Etiquetas:locales de ocioseguridadviolencia callejera