Home

Diario YA


 

la onu insiste, irán no cede

La ONU no encuentra pruebas contra el programa nuclear iraní

Redacción Madrid. 29 de septiembre. El portavoz de la Comisión de Seguridad Nacional y Política Exterior del Parlamento iraní, Kazem Yalalide, señaló que la nueva resolución del Consejo de Seguridad contra el programa nuclear de Irán "carece de contenido y se parece a un comunicado reiterativo de las resoluciones anteriores", por lo que "las resoluciones de ese Consejo no son admitidas por la República Islámica de Irán", según reveló 'IRNA'.

   "Esta resolución es solo para que las grandes potencias se den prestigio político, y esto no hace sino contribuir a la prolongación de la guerra psicológica y a que el caso nuclear iraní no se relegue al olvido en los litigios internacionales", manifestó Yalalide.

   Yalali se refirió al último informe presentado por el director general de la Agencia Internacional de la Energía Atómica (AIEA), Mohamed ElBaradei, y a los apoyos brindados por los miembros del Movimiento de los No Alineados al programa nuclear civil de Irán, diciendo que "desde el punto de vista técnico no había nada nuevo en el informe de ElBaradei. El asunto de los supuestos estudios es una tergiversación jurídica de ese informe ya que todas las cuestiones que había pendientes entre Irán y la Agencia se resolvieron dentro del marco de la modalidad".

   Por otro lado, la Comisión de Energía del Parlamento de Irán dejó claro mediante su portavoz, Seyyed Ali Adianirad, que Teherán no dejará de hacer velar por sus derechos en lo concerniente al programa de enriquecimiento de uranio.

   El Consejo de Seguridad de la ONU aprobó por unanimidad una nueva resolución instando una vez más a Irán a interrumpir el enriquecimiento de uranio, aunque no imponía sanción alguna a la República Islámica por unas actividades que podrían estar relacionadas con la investigación de armamento nuclear, algo que Teherán niega.

   La resolución se limita a pedir a Irán que cumpla con las anteriores resoluciones que le requieren la interrupción del enriquecimiento y a cooperar con la Agencia Internacional de la Energía Atómica (AIEA). La resolución de mínimos fue pactada por los cinco miembros permanentes ante la negativa de Rusia a la imposición de las nuevas sanciones a las que aspiraban Estados Unidos y sus aliados.

   También emplaza a Irán a satisfacer las peticiones de la Agencia Internacional de la Energía Atómica (AIEA), la agencia de la ONU que investiga si Irán busca hacerse con la tecnología que le permitiría fabricar la bomba nuclear.

Etiquetas:Irán