Home

Diario YA

Lo que debes saber antes de contratar una tarifa de Internet

En la actualidad, la mayoría de las familias españolas disponen de conexión a Internet en su hogar. Y es que el ADSL y la fibra óptica se han convertido en básicos necesarios para los usuarios, ya sea para desarrollar su trabajo o para ver sus contenidos de televisión preferidos.
En el mercado existen múltiples ofertas de diferentes compañías telefónicas, por lo que en ocasiones al individuo le puede resultar bastante difícil elegir entre alguna de ellas. A continuación, se explican aquellos aspectos que se deben tener en cuenta a la hora de contratar una tarifa de Internet.
 
Modem para Internet
¿Qué tarifas de Internet se pueden contratar?
Lo cierto es que el consumo de Internet ha cambiado de manera trascendental durante los últimos años. Muy atrás quedan esos días en los cuales había que conectarse a la red siguiendo un horario concreto, o en los que la conexión finalizaba si alguien llamaba por teléfono. Y es que gracias al desarrollo de los smartphones se puede navegar por Internet desde cualquier lugar.
Con el fin de que el usuario pueda seguir disfrutando de Internet en casa, las compañías telefónicas ofrecen múltiples propuestas. Las más habituales son las tarifas que incluyen tanto el teléfono fijo como el acceso a la red, ya sea por medio de ADSL o fibra óptica. Además, también suelen añadir otro tipo de servicios, como la televisión de pago o una o varias líneas móviles, aunque todo dependerá de la compañía elegida.
Por otro lado, durante los últimos meses diversas operadoras de telefonía se están moviendo por otros sectores, ofreciendo a sus clientes sistemas de seguridad e incluso plataformas de juegos online, por lo que el usuario podrá añadir los servicios que desee o suprimir aquellos que no necesite, es decir, existen alternativas para todos los gustos.

¿Cómo saber qué tarifa de Internet elegir?
Hay que tener en cuenta que en muchas ocasiones lo que el comercial ofrece no suele ser exactamente lo que necesita el individuo, por lo que antes de elegir una compañía es preciso recopilar cierta información. Además, el usuario debe tener claro cuáles son los servicios que desea tener y también qué uso le va a dar a su conexión a Internet.
Si el individuo quiere disfrutar de canales exclusivos, lo mejor es que contrate un paquete que incluya el acceso a la televisión por cable. En el caso de que desee acceder a la red de forma esporádica, simplemente para consultar su correo o leer algún periódico online, no necesitará un pack de Internet, sino que le bastará con tener una tarifa de móvil con bono de datos.
Si necesita la conexión a Internet para trabajar o estudiar desde su vivienda, puede ser más conveniente que contrate fibra óptica o ADSL, especialmente si va a enviar archivos pesados o si muchas personas se conectan a la vez en el mismo hogar. Para estos casos se puede contratar únicamente el servicio de Internet, prescindiendo del teléfono fijo.