Home

Diario YA


 

El gobernador del banco de españa se convierte en pocos días en un verdadero "grano" en las posaderas del ejecutivo socialista que le puso a dedo

MAFO no se calla

Redacción Madrid. 22 de abril.

El ministro de Trabajo, Celestino Corbacho y el gobernador del Banco de España, Miguel Angel Fernández Ordóñez, volvieron a cruzar declaraciones sobre la reforma del sistema de pensiones. El ministro le volvió a pedir al Gobernador que deje de dar recetas contra la crisis e insistió en que la Seguridad Social goza de una "magnífica salud". "No quisiera estar polemizando con el gobernador todos los días", dijo, pero "me gustaría que sus análisis sean más sosegados y tranquilos". Mientras, Fernández Ordóñez volvió a insistir en que las reformas del sistema de pensiones son "imperiosas", aunque pueden ser "suaves y moderadas" y deben abordarse sin alarma en el marco del Pacto de Toledo.

Ferández Ordóñez, quien dijo no sentirse desautorizado por la reacción del Gobierno a su declaraciones sobre la posibilidad de que el superávit del sistema de Seguridad Social se agote este año y su sugerencia de alargar la edad de jubilación, aseguró que la aparición de déficits transitorios no impide que las pensiones se cobren.

Las recomendaciones de Corbacho se hicieron extensivas al PP, al que reclamó que no se aproveche de la polémica de la Seguridad Social para sacar partido político y pidió al líder 'popular', Mariano Rajoy, que "se entere" de cómo funciona el Pacto de Toledo, cuya Comisión de Seguimiento del Congreso de los Diputados, presidida por el PP, se reúne desde noviembre, señaló, en respuesta a la petición del presidente del PP de convocar de forma urgente el Pacto de Toledo. Corbacho se mostró partidario de modificar el Pacto de Toledo, pero con la vista puesta en el largo plazo ya que las pensiones de 2040 no serán iguales a las actuales, afirmó, durante la inauguración de Los Debates organizados por el diario El Mundo y Adecco,

Por su parte, Fernández Ordóñez, afirmó, tras participar en el Foro ABC, que durante su intervención, la pasada semana, en la Comisión no Permanente del Pacto de Toledo no realizó ninguna propuesta y se limitó a relatar lo que estaba sucediendo en otros países y a repetir las proyecciones de la Comisión Europea sobre envejecimiento, un discurso que le agradecieron la mayoría de los grupos aunque "luego ha habido declaraciones fuera que han creado alarmas", señaló.

NO AL APOCALIPSIS

Fernández Ordóñez abogó por que el debate sobre el sistema de pensiones se circunscriba al Pacto de Toledo, del que debemos estar "enormemente orgullosos" entre otras cosas, por el compromiso de no utilizar las pensiones para el debate político, dijo.

El Gobernador del Banco de España aludió además al artículo publicado por el secretario de Estado de Seguridad Social, Octavio Granado en un periódico nacional en el que reconoce que se están reduciendo los superávits en los países de todo el mundo, aunque "no hay que hacer apocalipsis de eso", señaló, tras afirmar que "no pasa nada" porque aparezcan déficits transitorios en el sistema.

Por su parte, el portavoz del Grupo Socialista en el Congreso, José Antonio Alonso, consideró que el máximo responsable del Banco de España, "lo ha hecho estupendamente" en lo que al sistema financiero se refiere, sin embargo, recordó que es Corbacho quien tiene que encargarse de desarrollar "buenas" políticas de empleo y hacer frente al paro. "Cada uno tiene su papel institucional" y "es bueno que cada uno se ajuste a ese papel", recomendó Alonso, al tiempo que afirmó que están "dispuestos a debatir", pero "no a alarmar a la población" respecto al peligro del futuro de las pensiones.

Alonso consideró necesario que se abandonen los "discursos alarmistas sin fundamento" y cerró filas con Corbacho al insistir en que "la Seguridad Social va a seguir teniendo superávit".

Alonso valoró también las palabras publicadas en la web personal del ex ministro de Administraciones Públicas, el socialista Jordi Sevilla, quien lamentó que el Gobierno esté criticando a Fernández Ordoñez y defendió la celebración de un debate sobre este asunto, para afirmar que está de acuerdo con los debates pero no de alarmar a la sociedad.

Para la portavoz del PP en la Cámara Baja, Soraya Sáenz de Santamaría, Sevilla "ha dicho una cosa muy sensata" y reclamó al Gobierno "medidas y soluciones antes de llevarnos las manos a la cabeza". El Grupo Popular pidió al Ejecutivo que "no mienta" cuando de "las cosas del comer" se trata, porque "es lo último que necesita este país para recuperar la confianza". La portavoz popular insistió en que se busque cuanto antes un acuerdo en el Pacto de Toledo para garantizar el sistema de pensiones.

 

Etiquetas:crisis economicamafopensiones