Home

Diario YA

La portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia, María Zajárova

"No hemos entendido bien todas las causas y motivos de retitada de tropas de EEUU de Siria"

La portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia, María Zajárova

La portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia, María Zajárova, ha ofrecido una importante rueda de prensa de final de año en el que ha realizado un resúmen de la actual situación política internacional. Un mensaje ha sido claro: Durante el período pasado, la situación en Siria no ha experimentado cambios importantes.

La portavoz del ministerio ha rcomentado varios puntos que vamos a abalizar. El primero es que continúa el cumplimiento de lo estipulado en el Memorándum ruso-turco del pasado 17 de septiembre dirigido a acabar con la presencia terrorista en la zona de distensión de Idlib. Una atención especial se presta a la tarea de minimizar el daño causado a la población civil. En las áreas ya liberadas de los grupos terroristas el Gobierno sirio organiza el restablecimiento de la economía destruida. Los habitantes de estas zonas empiezan paulatinamente a vivir la vida pacífica sin esperar ofensivas y ataques de artillería realizados por los terroristas.

En segundo lugar continúa el cumplimiento de la iniciativa rusa para contribuir a la repatriación de los refugiados sirios. Más de 70.000 personas regresaron a Siria del Líbano y Jordania desde el julio pasado hasta hoy. Las autoridades sirias crean las condiciones para un regreso seguro, voluntario y sin discriminación de los refugiados y desplazados internos. En particular, se cumple el Decreto del Presidente sirio, Bashar Asad, del 9 de noviembre de 2018 sobre la amnistía para los que huyeron del servicio militar. Esta categoría de ciudadanos incluye a los refugiados y antiguos miembros de los grupos terroristas, entre otros. Hacia el pasado 23 de diciembre, más de 20.000 personas pasaron este procedimiento.

En terver lugar rusia sigue con atención el cumplimiento de la decisión anunciada el pasado 19 de diciembre por el Presidente de EEUU, Donald Trump, sobre la retirada de las tropas estadounidenses de Siria. Según nuestra opinión, la importancia de esta decisión consiste naturalmente en contribuir al arreglo general de la situación. Hemos señalado en reiteradas ocasiones que la ocupación real de una gran parte de Siria lo obstaculiza seriamente.

Según la portavoz "no hemos entendido bien todas las causas y motivos de este paso. No hay claridad tampoco en relación con los plazos fijados para la retirada de los militares estadounidenses. Nos orientamos a las noticias de los medios de comunicación que informan que la retirada completa de las tropas terrestres de EEUU del noreste de Siria y del área de Al Tanf en el sur del país podría finalizarse dentro de dos o tres meses. Los representantes oficiales de EEUU dan a entender que la retirada de las tropas del territorio sirio no prevé que la coalición internacional para la lucha contra el Estado Islámico encabezada por EEUU finalice su actividad. Los cargos oficiales de EEUU no hacen declaraciones claras al respecto de su estrategia, sino tan sólo hacen alusiones y ofrecen fórmulas veladas. Se puede sacar la conclusión de que se trata presuntamente de una nueva etapa de la campaña antiterrorista. ¿Se puede suponer que los estadounidenses continuarán asestando golpes aéreos y realizando un número limitado de operaciones terrestres en Siria desde las bases militares desplegadas fuera de Siria? Es sorprendente que se trate de un Estado que considera como lo fundamental la libertad de expresión y el respeto hacia la opinión pública y los periodistas. Se declara que la información se  difunde sin obstáculos, mientras, no hay  claridad en relación con el asunto más acuciante de la agenda internacional – la situación en Siria ni se observa alguna precisión en la postura, valoraciones y la estrategia. Y no se trata del territorio de EEUU sino del territorio de un Estado soberano. En vista de que las acciones declaradas cambian la estrategia de EEUU, quisiéramos entender de qué se trata".   

Aquí surge una pregunta importante: ¿a quién se pasará el control sobre las áreas abandonadas por EEUU? Es evidente que debería ser el Gobierno sirio, pero no disponemos de la información todavía sobre algunos contactos entre Washington y Damasco sobre el tema.

"Partimos de que cualesquiera cambios en Siria podrían tener un efecto positivo a largo plazo sólo en caso de que se acompañasen con avances importantes en el ámbito de arreglo político basado en el respeto hacia la unidad, la integridad territorial y la soberanía de Siria" concluye la portavoz.

 

Etiquetas:Rusia