Home

Diario YA

¿Cuáles son las causas de las humedades por capilaridad y cómo se pueden solucionar?

Si hay un tipo de humedad que suele ser recurrente en los hogares es la producida por las subidas capilares. También conocidas como humedades por capilaridad, se trata de un problema que se desarrolla de manera natural para que el agua que se encuentra en el subsuelo suba mediante los poros capilares que dejan los materiales de fabricación de cada estructura. En esta ocasión te daremos algunos consejos para solucionar este problema.

¿Cómo se presenta la humedad por capilaridad?

Entre los distintos tipos de humedades, la ocasionada por capilaridad se presenta cuando el agua ubicada en la base de la casa se evapora por aquellas zonas más propensas a la transpiración, siendo absorbida por los materiales de construcción, y ocasionando que suba a través de las paredes.

Estos problemas aparecen mediante manchas negras o de color oscuro en las paredes, líneas en los muros y daños en los rodapiés. De la misma forma, arreglar las humedades por capilaridad debería de ser una de las inmediateces más urgentes, puesto que estas en última instancia pueden ocasionar el desconchamiento de la pintura, el cual es producto del ambiente húmedo en zonas como el sótano y los lugares más bajos de la casa.

En este sentido, la capilaridad ocurre cuando la capacidad de absorción de agua de un muro o pared llega al máximo, y por ello las sales minerales y el agua del subsuelo no pueden ser más absorbidas, saturando la estructura y liberando un exceso de humedad hacia el exterior, potenciando la aparición de la conocida mancha de capilaridad en casa.

Los efectos de este fenómeno no solo afectan el entorno de la vivienda sino la salud de sus integrantes. Problemas asociados a la respiración por la aparición de moho y bacterias, daños en muebles, desgaste de las paredes y una vivienda nada acogedora, son algunos de los más importantes.

¿Cómo solucionar el problema?

Por fortuna, el mercado dispone de diversas soluciones para atacar la humedad por capilaridad, siendo los más efectivos: la inyección de resinas, la electroósmosis, el sistema de ventilación mecánica o los tratamientos de electro-física.

En este último caso, la deshumidificación es una alternativa ideal si se desea cuidar la salud y no consumir mucha energía, además de permitir la rehabilitación del entorno afectado, sobre todo si se trata de una habitación.

En relación a la electroósmosis inalámbrica, es importante destacar que se trata de una alternativa que no atenta contra la salud de los integrantes de la casa o el lugar afectado, no es un sistema que necesite mantenimiento y se trata de una opción bastante económica en relación a otros procedimientos o técnicas para eliminar los problemas asociados a la capilaridad.