Home

Diario YA


 

Monseñor Muheria, obispo de Kitui, kenia

La realidad de una Iglesia misionera

J. I. Echániz. 30 de octubre. Tras asistir al reciente Sínodo de los Obispos en Roma, monseñor Muheria obispo de Kitki, Kenia, de regreso a África, ha recalado unas horas en Madrid. Esta mañana se reunió con un grupo de periodistas en la Oficina de Prensa  del Opus Dei,  a la que fue convocado www.diarioya.es

  
Anthony Muheria , el joven obispo de 45 años lo es de Kitui, Kenia, desde junio de 2008. Anterior mente fue obispo de Embu, donde sigue siendo Administrador Apostólico y donde fue consagrado en enero de 2004.  Ingeniero Civil por la Universidad de Nairobi, estudio Teología en la Universidad Pontificia de la Santa Cruz (Roma) y fue ordenado sacerdote el 13 de junio de 1993. Defendió su tesis doctoral sobre teología sacramental en 1995 y regreso a Kenia, donde ha ejercido su labor pastoral como sacerdote incardinado a la Prelatura del Opus Dei.
 
En un español correctísimo, y con un gran sentido del humor,  el  obispo keniata nos ha participado de sus impresiones en el reciente sínodo de la palabra en el que ha visto a Su Santidad Benedicto XVI ágil y atento a pesar de las maratonianos sesiones.
 
Ha sido una ocasión fantástica para reflexionar sobre la palabra de Dios, de buscar medios de hacer llegar la Biblia a los hombres del mundo. La puesta en común de las experiencias personales.
 
Para monseñor Muheria ha sido muy gratificante el poder estar con obispos de todo el mundo de los que ha aprendido mucho (su actitud de  apertura al conocimiento por  cualquier vía se ha reiterado a lo largo de la amena charla).
En Kitui una de las zonas más pobre de Kenia, permanente oprimida por la sequía y  el hambre,  poseer una Biblia es casi inalcanzable para la mayor parte de la población, donde saben leer sólo un 30% de entre las más de un millón de personas. Ante estos retos monseñor Muheria se plantea cómo buscar nuevos medios para comunicar la palabra de Dios. También piensa en mejorar sus homilías.
 
Monseñor Muheria tiene un gran respeto por Europa que ha trasmitido la fe a África, y tiene unas palabras de agradecimiento para tantos misioneros como han muerto de malaria en dos meses, y han sido repuestos por sus órdenes de forma generosa. Misioneros que han sido heroicos en su evangelización.
Hoy en Kenia el 70% de los políticos y los administradores de las grandes empresas están formados en colegios católicos.
 
Espera con gran ilusión la próxima visita del Papa a África. “Cristo vino a redimirnos y a traer la paz”.
 
Para monseñor Mueria, la reevangelizcion pasa por la familia. Él espera contribuir a llevar muchos fieles al cielo, pero también  a mejorar las condiciones de infraestructuras para conseguir vidas de personas dignas. Para ello espera contar con laicos formados, y comprometidos, y eficientes en su que hacer diario.

 

Etiquetas:iglesiamisiones