Home

Diario YA

¿Qué es la fatiga visual?

Quizá no padezcas ni miopía ni astigmatismo ni vista cansada, pero es probable que notes tus ojos algo resentidos desde hace un tiempo sin saber muy bien por qué. Te pican, los sientes irritados y quizá sufres más dolores de cabeza. Se nos ocurre una explicación para toda esta sintomatología: la fatiga visual.

Lo cierto es que cada día estamos más expuestos a las pantallas. Enviamos mensajes desde el móvil, vemos nuestras series favoritas en la televisión y nos dormimos consultando las redes sociales desde la tablet. En definitiva, pantallas y más pantallas. La Asociación Americana de Optometría ha bautizado las consecuencias del uso excesivo de estas tecnologías como el Síndrome Visual Informático (SVI) o fatiga visual digital. Se precisan únicamente dos horas seguidas de uso de una pantalla para que podamos experimentar sus molestias.

Síntomas de la fatiga

Entre las molestias que puede ocasionar la fatiga visual encontramos:

●    Ojos doloridos, cansados, con ardor o picazón
●    Ojos llorosos o secos
●    Visión borrosa o doble, aunque suele desaparecer cuando dejamos de esforzarnos en esa visión próxima ante la pantalla
●    Dolor de cabeza, que se explica por el esfuerzo acomodativo que hacen nuestros ojos
●    Cuello, hombros o espalda doloridos
●    Fotosensibilidad
●    Problemas para concentrarse
Cabe recordar que cuando usamos pantallas, la frecuencia de parpadeo se reduce y esto perjudica la hidratación del ojo, pues no se crea la lágrima necesaria.

Cada día más conectados

No obstante, a pesar de sus consecuencias, parece evidente que cada día es más difícil evitar las pantallas. Nos resultan no solo imprescindibles para el desarrollo de nuestro trabajo, sino también de nuestro ocio. De hecho, de lunes a viernes permanecemos conectados una media de 3,1 horas por cuestiones de trabajo, mientras que le dedicamos 2,9 por motivos de ocio. Es decir, en total pasamos frente a diversas pantallas una media de 6 horas diarias.
Cuando llega el fin de semana, seguimos enganchados a ellas, pues invertimos 5,4 horas, 1,3 por motivos de trabajo.
¿Se puede evitar la fatiga visual? Afortunadamente, existen una serie de pautas que pueden ayudarnos mucho a reducir sus síntomas. Ya que es prácticamente imposible renunciar a la ellas, vale la pena seguir estos consejos:
●    Úsalas con cabeza e intenta descansar.
●    La luz debe ser adecuada, pero no excesiva. Lo más recomendable es que tengamos luz general en el techo y otra que enfoque nuestra zona de trabajo. Siempre que sea posible, debemos decantarnos por la luz natural.
●    Se recomienda una distancia de 50 centímetros.
●    No es aconsejable el uso de calefacciones y sistemas de aire acondicionado ya que pueden contribuir al desarrollo de los síntomas.
●    Se recomienda emplear lágrimas artificiales para favorecer la hidratación del ojo.
●    Las revisiones oftalmológicas pueden ayudarte a detectar problemas antes de que estos se agraven. Los expertos recomiendan hacerlo una vez cada dos años.