Home

Diario YA


 

en la primera entrevista después de ser elegido vicepresidente de EEUU

John Biden teme la ruina total en la economía de EEUU

Redacción Madrid. 21 de diciembre.

  El vicepresidente electo de Estados Unidos, Joe Biden, apuntó hoy en su primera entrevista concedida a los medios tras su elección, que la economía norteamericana corre el peligro "de quebrar completamente", e incluso considera que podría ser necesario un segundo paquete de estímulos del orden del de los 700.000 millones de dólares aprobados por el Parlamento estadounidense en medio de la polémica. Principalmente, según consideró Biden, porque la crisis "es mucho peor" de lo que nadie podía pensar. En este sentido, señaló que incluso algunos miembros del Congreso, tanto demócratas como republicanos, fueron tanteados para conocer su postura por la posible aprobación de "un poderoso y atrevido" segundo paquete de estímulos.

   Además, señaló que "va a tener lugar una inversión significativa de 600.000 ó 700.000 millones de dólares, quizá más", para reactivar la economía. El problema "de este asunto es que estamos hablando de una cifra en la que nadie había pensado antes", matizó Biden. Por ello, la economía se convertirá en la prioridad de la Administración Obama, según explicó el vicepresidente. "Será lo más importante que abordaremos en la nueva administración: para ser capaces de tener peso en el resto de ámbitos -desde la política exterior a la nacional- hay que ser capaces de cortar esta hemorragia, y detener la pérdida de empleos".  

   Por otro lado, el director del Fondo Monetario Internacional (FMI), Dominique Strauss-Kahn, pidió hoy a los gobiernos mundiales que impulsen sus políticas de estímulos fiscales para que la crisis económica no empeore en 2009, un año que de por sí será "realmente malo", según explicó Biden. "Me preocupa especialmente el hecho de que nuestras predicciones, ya de por sí muy pesimistas, terminen siendo peores si no se pone en práctica este tipo de impulso fiscal", declaró Strauss-Kahn. Además, alertó que "el descontento social que se va a generar es sólo parte del problema", ya que lo verdaderamente preocupante es que "toda la sociedad va a sufrir por ello".

 

Etiquetas:bidenEEUU