Home

Diario YA

Lo más importante de la reforma de un baño es la elección correcta de los accesorios

Dentro de una casa, el cuarto de baño es uno de los más utilizados por toda la familia, y como su uso es habitual, se debe tener en cuenta que debe estar equipado con los mejores productos.

En la actualidad, los sistemas de grifería son muy eficientes, y casi no tienen fallos ni mantenimiento, detalle a tener en cuenta en el momento de elegir. El diseño que se adquiera tiene que gustar y estar acorde a la decoración, ya que se presume que tendrá una larga vida útil.

La columna de ducha termostática es uno de los modelos más elegidos
Cuando se trata de elegir un buen sistema de duchas, la columna ducha termostática es una de las más demandadas, ideales para reformas o para construcciones nuevas. Este sistema de ducha es una solución no empotrada que brinda al baño elegancia, modernidad y estilo.

Dispone de un rociador cuadrado, que puede elegirse entre varias medidas, y de un cuerpo de latón y acero inoxidable. Está equipada con sistema antical, válvula termostática, que permite controlar la temperatura siempre a la misma graduación, es decir 38°, y con un sistema de seguridad que no permite las quemaduras.

Las columnas de ducha tienen mayores comodidades con respecto a las monomando más utilizadas, ya que cuentan con un mando único donde el agua ya sale ajustada a la temperatura que se ha fijado en el termostato, lo que permite una temperatura siempre constante y un ahorro significativo de agua.

Se gana también en comodidad y confort, ya que si alguien está utilizando el agua caliente en otro sector de la casa, no se verá alteración alguna en la ducha, ni en la presión ni en la temperatura.

La ducha empotrada es una de las preferidas para baños de dimensiones pequeñas
Otro de los sistemas de duchas con mucha demanda es el de la ducha empotrada negro, un color que está muy de moda en los cuartos de baño, tanto en los nuevos, como en las reformas.

El tipo de ducha empotrada tiene algunas ventajas, además de la estética del baño. Uno de esos beneficios es el de ganar espacio debajo de la ducha, por lo que son muy apreciados en los baños que disponen de poco espacio. El espacio que se ahorra debajo de la ducha puede aprovecharse para colocar algunos accesorios para comodidad y confort, como jaboneras o vasos.

Las duchas empotradas son más fáciles de limpiar que los otros sistemas, pues por su estilo minimalista tienen pocos componentes para su limpieza. Por su parte, el color negro está muy de moda en los cuartos de baño, por considerarse un color neutro y que va con todos los estilos de baños.

El color negro es moda en la decoración y los accesorios del cuarto de baño
La griferia negra es la tendencia actual en los cuartos de baño y así lo muestran muchos portales en Internet para la decoración más apropiada de éstos. El incremento de consultas por el color negro en la grifería aumentó casi un 50% en los últimos meses, lo que hace que sean una moda en la actualidad.

La mayoría de los sistemas de grifos de color negro, son de brillo mate, lo que les permite estar a tono con cualquiera de las decoraciones que actualmente están de moda. El color negro de los grifos combina perfectamente con el estilo industrial y sus acabados en microcemento. En los baños con revestimientos de mármol, el negro combina con la veta de este material. 

El modelo de grifos empotrados del lavabo es de limpieza muy sencilla
Para el lavabo, en el momento de elegir la mejor grifería, por diseño y funcionalidad, el grifo empotrado es uno de los más utilizados. Puede adaptarse a cualquier diseño de cuarto de baño, desde los más tradicionales y clásicos, hasta los más modernos. Es una grifería que por su diseño es de muy fácil instalación y consta de una válvula de cerámica, que no tiene casi mantenimiento.

Los grifos de lavabo empotrados tienen la ventaja de disponer de un mayor espacio en el lavabo, es de muy fácil limpieza, además de la estética, que al no tener tuberías visibles son ideales para cualquier tipo de baño.

Por otra parte, los grifos empotrados tienen mayor resistencia y durabilidad que los otros sistemas, por disponer sólo de sus piezas móviles a la vista, todo lo demás, caja y tuberías, quedan totalmente empotradas en la pared.